• Para nosotros es muy importante la formación de niños y niñas felices teniendo como propósito el fortalecimiento de sus capacidades cognitivas, emocionales y habilidades motoras. Por ello, en nuestro Jardín esta etapa está dirigida a niños y niñas entre los 5 y los 6 años con quienes nos concentramos en trabajar en el desenvolvimiento de las siguientes destrezas:

    • Habilidades comunicativas
    • Habilidades lógico matemáticas
    • Habilidades artísticas y sociales

    En esta etapa los niños y niñas empiezan a ver el mundo con mayor responsabilidad, formándose como sujetos activos cumplidores de sus deberes tanto en el jardín como en casa y en los diferentes contextos de los cuales forman parte. En este nivel trabajamos a partir de los conocimientos previos, haciendo uso de material idóneo, acorde con la edad de los niños y niñas.

    • Bioseguridad

      Todos estos procesos se llevan a cabo en los espacios amplios y seguros de nuestro Jardín debido a que nos encontramos avalados tanto por la Secretaría de Salud como por la Secretaría de Educación para brindar un servicio educativo acorde con todas las disposiciones de nuestro Protocolo de Bioseguridad diseñado y pensado para la primera infancia. De esta forma, todos nuestros espacios cuentan con purificadores de aire dispuestos para favorecer el flujo de aire limpio, su circulación, y la ventilación cruzada. Todo esto con el propósito de facilitar y aumentar la seguridad de la interacción social. Asimismo, contamos con la implementación de los protocolos dentro y fuera del aula como: aspersión con alcohol al 70%, toma de temperatura, desinfección de manos al ingreso al jardín y cada dos horas dentro del aula, cambio de tapabocas y distanciamiento, entre otras medidas de limpieza y desinfección de cada uno de los espacios.

      Carisma

      Promovemos la educación en valores cristianos católicos afines con nuestra espiritualidad franciscana.
    • Modelo Pedagógico

      Nuestro modelo pedagógico se enfoca en el desarrollo de unidades didácticas y rincones de exploración. Por medio de estas metodologías logramos concentrarnos en las necesidades de cada uno de nuestros niños y niñas, alcanzando que ellos adquieran un aprendizaje significativo.

      Dentro de los logros que los estudiantes pueden alcanzar en este nivel están:

      • La finalización del proceso de aprendizaje de las consonantes y sus combinaciones (lectura y escritura de sílabas). Enriquecimiento del vocabulario y la posterior construcción de frases y textos sencillos a partir de sus vivencias.
      • El afianzamiento del proceso lógico matemático (implementando elementos como el ábaco, la recta numérica y regletas) realizando operaciones de conjuntos, sumas y restas llevando y prestando, logrando hacer asociaciones, comparaciones y se ubicándose correctamente en el espacio a través de indicaciones claras.

      • El desarrollo de la lectura como hábito a partir de la aproximación a los textos de una manera más comprensiva y crítica. Nuestra biblioteca enriquecida con textos llamativos para todos los gustos es un elemento clave para despertar en nuestros niños y niñas el amor por los libros.

      •  
      • La reafirmación de su autoestima, autonomía y autocontrol, reconociendo también el valor de los demás y la importancia de apreciarlos y respetarlos a todos.

      • El fortalecimiento de su relación con Dios y con los demás forjando una sana convivencia en torno a los principios y valores. A partir de nuestra enseñanza y la práctica en valores, los niños y niñas se acostumbran a una convivencia llena de experiencias gratificantes y a partir del juego de roles donde se reconoce la valía de los demás.

      • El afianzamiento de habilidades motoras gruesas como correr, saltar, trepar, hacer rollos; habilidades motoras finas como recortar, escribir, manejo de pinza gracias a los constantes circuitos polimotores, trabajo individual y en equipo para alcanzar el mayor potencial de habilidades en nuestros niños y niñas. En estas actividades se hace visible el trabajo colaborativo y consciente.

      • El mejoramiento de sus procesos de percepción, concentración y respuesta a estímulos auditivos, visuales y táctiles.

      • La enseñanza del inglés como segunda lengua, debido a que forma parte de nuestro proyecto de multiculturalidad. Utilizamos métodos de aprendizaje certificados como “Letterland”, así como implementamos el vocabulario según la unidad didáctica trabajada con los estudiantes, construcción de frases, y desarrollo de experiencias de realidad virtual.

      • La Iniciación musical a través de la entonación y acompañamiento de canciones y rondas infantiles con instrumentos de percusión menor como: maracas, panderetas, castañuelas y tambores que contribuyen al desarrollo rítmico de los niños; y el reconocimiento visual y auditivo de estos instrumentos musicales a través de la discriminación auditiva, imágenes, dibujos y el uso de los instrumentos en el aula.

      Para trabajar todas estas habilidades en los niños y niñas, contamos con material adecuado y pertinente, respetando siempre cada parte del proceso y ritmo de aprendizaje de cada uno.

    ¿Necesitas ayuda? hablemos